martes, abril 26, 2005

Tres visiones de Israel

El primer Israel que aprendí a amar fue el del sionismo épico: el Israel militar, nacionalista y socialista. El Israel que peleaba contra el medio y contra el hombre. El Israel de los golpes francos: de las ejecuciones de los miembros de Septiembre Negro, de la eliminación del numero dos del Partido Fascista Palestino (OLP) en Túnez. Me acuerdo de aquella historia: yo era un niño y lo escuche en la radio: un comando de ocho hombres y dos mujeres desembarca una playa, entra en la residencia del objetivo, le eliminan. Sin victimas civiles y sin bajas.

Después oí hablar de la hazaña de Entebbe, de la Guerra de los Seis Días, leí ¡Oh, Jerusalén! y vi Éxodo. También solía leer la Biblia.

“Todo israelita sabe en su corazón que nuestros campamentos militares son un santuario de Dios y no DEBEN ser como los de los paganos, cuyo objeto es la corrupción y el pecado, y que buscan robar y herir a los demás; por el contrario nosotros luchamos para liderar a la Humanidad hacia el conocimiento de Dios y hacia un orden social justo”

Guia para perplejos, Moshes Maimonides, siglo X.

Aquí esta:

http://www.haaretz.co.il/hasen/spages/568496.html


Después descubrí mi segundo Israel:

Hedonista, nocturno y dionisiaco. Un Israel de visiones nocturnas, de noches calidas de sexo y alcohol, de estrellas en el cielo y brisa mediterránea. Un Israel de hombres y mujeres que redimen su mortalidad a ritmo rock. Un Israel de música electrónica y after-hours en el interminable verano del desierto y el mar. Un Israel de trabajo duro y riesgo físico por el día; de trabajada pasión por la noche.

Aquí esta:

http://www.haaretz.com/hasen/spages/568170.html

Tardé mucho más en descubrir el tercer Israel:

El de las empresas de alta tecnología y las metáforas cabalísticas. El Israel de lingüistas y filósofos, de rabinos literatos que retuercen la Escritura y filósofos agnósticos que permutan la materia. El Israel esotérico, no de los que buscan seres sobrenaturales, sino de los que saben que lo sobrenatural es el Ser. El Israel de la Era Mesiánica. Topología y monoteísmo. Exégesis y criptografía:

Aquí esta:

http://www.rishon-rishon.com/archives/074749.php



ALEPH.- א Primera letra del alfabeto hebreo. Símbolo de los cardinales transfinitos. Clásico de Borges.


Aleph es el símbolo de las clases de los conjuntos infinitos, según la clasificación creada por Georg Cantor, matemático alemán que en el s.XIX descubrió la Teoría de Conjuntos. A Cantor le debemos una demostración de que la forma más pequeña de conjunto infinito es la que corresponde a los números naturales y que si bien las fracciones racionales están en esa clase de “infinito mínimo”, los números reales son un infinito de orden superior. A Bertrand Russel le debemos una prueba de que las clases de infinitos son más numerosas que cualquier conjunto: un resultado asombroso porque da el primer ejemplo de “conjunto que no es un conjunto”.

Shakespeare ya lo intuía: “Has mas cosas en el cielo y en la tierra Horacio de las que pueda soñar vuestra Filosofía”. Y más aún en el alma humana.

La prueba de Cantor es la primera de una clase de pruebas llamadas “de diagonalización”, que han servido para que Gödel demostrase su teorema de incompletitud, y Turing el de incomputabilidad. Estas tres pruebas son los pilares fundamentales de la revolución epistemológica-matemática del s.XX. ¿Tres razones para el misticismo?

Jorge Luis Borges llamó “el Aleph” a su colección más famosa de relatos, en la cual a su habitual panoplia de objetos imposibles añade algunos cuentos maravillosos sobre la inmortalidad, la filosofía y la teología (como ramas de la literatura fantástica) y el más lucido análisis sobre el suicidio de Alemania a traves del nazismo.

La Aleph es una consonante muda y su valor numérico es Uno.

PD.- Es la mejor colección de vínculos que he encontrado en mi vida. El de antes, en español, es un análisis de la relación entre la obra de Cantor y Borges por parte de un profesor de Matemáticas de la Universidad de TEL AVIV (¡¡¡!!!). Mítico.

ACTUALIZACIÓN:
David Boxenhorn me enlaza:
http://www.rishon-rishon.com/archives/078186.php
¡Gracias David!

3 Comments:

At 11:32 a. m., Anonymous motilsarra said...

¡Qué tremendo eres!

Cosas como esta explican algo poco explicable: que estés donde no debieras estar. He leído la anotación dos veces seguidas y lo haré una tercera más adelante. El *.pdf promete mucho. A guardar, por supuesto. Gracias.

 
At 10:17 p. m., Blogger Kantor said...

Hola,

Gracias! Me has vuelto a salvar del "0 comments"


"Cosas como esta explican algo poco explicable: que estés donde no debieras estar"

Lo dices por que no soy liberal? En la práctica si lo soy bastante.

Además la izquierda ha dejado huerfana a la Razón.

Yo soy utilitarista, es decir filosoficamente socialdemocrata.

Pero ¿que puede tener un socialdemocrata en común con los defensores de Saddam Hussein o de la PAC? ¿O de ZP? ¿Mejora el bienestar este Gobierno?

Si la socialdemocracia es maximización de la utilidad agregada...el PSOE no es socialdemocrata.

La izquierda (hoy) no es izquierda: es nihilismo.

 
At 12:03 a. m., Anonymous Anónimo said...

David Boxenhorn me enlaza

How could I not?

David Boxenhorn

 

Publicar un comentario en la entrada

<< Home